la tension arterial en las sesiones del parlamento

En las ultimas semanas en los pasillos del Congreso de los Diputados los nervios están a flor de piel, la tensión se hace palpable porque las conversaciones entre PSOE y Ciudadanos y PSOE y Podemos no han dado sus frutos, no es de extrañar que alguno de los parlamentarios se les vea especialmente agitados e incluso con palpitaciones y mucho nos tenemos que las arritmias cardiacas están a punto de aparecer porque se llega a la fecha fin para formar gobierno y no parece que se llegue a un pacto de estado. Desde luego, que no es la mejor situación para la tensión arterial de sus señorías.

mediciones de la tension arterial politicos

Pero ahora bien ¿El ritmo cardiaco solo les aumenta a los parlamentarios? Pues no, todos los estamentos y sectores de la población están sufriendo de los nervios porque esta situación de ausencia de gobierno hace que la economía se frene en la misma medida que se frena el crédito al consumo.

Como todos sabemos y así lo han explicado en numerosas ocasiones desde el Ministerio  de Sanidad el estrés es malo para la salud con especial influencia en los hipertensos

Los especialistas médicos han explicado que las situaciones que se prolongan en el tiempo no son buenas ni para el corazón ni para la tensión arterial, y que muchos aspirantes formar gobierno están sufriendo de hipertensión en los últimos meses, para lo que al igual que existe desfibriladores en el Congreso de los Diputados, quizás sería buena idea colocar tensiómetros para así medir la presión sanguínea de los diputados y senadores.

Y como nadie queremos que ningún miembro del Parlamento español sufra de arritmias cardiacas por no llegar al gobierno hemos rastreado la red en busca de tensiómetros baratos y hemos encontrado que en www.comprartensiometro.net se pueden comprar por menos de 60 euros  (vamos lo que viene costando un par de cubatas en la calle y media docena en el Congreso)

Creo que el sitio idóneo para colocarles es junto a los desfibriladores instalado hace un tiempo, a disposición de cualquier persona habitual de las sesiones de control, porque no debemos olvidar a los periodistas que de igual forma su presión sanguínea según se va acercando la fecha límite para formar gobierno ira en aumento porque deberán ser muy rápidos para ser los primeros en publicar la noticia.

Así que mientras se está con el gobiernos en funciones, no queda mas remedio que intentar llevar la situación con mayor tranquilidad posible y que no surja ninguna crisis como ocurrió con la enfermedad del ébola o cualquier otra pandemia o problemáticas de salud grave que estoy convencido que serán utilizados por los diferentes partidos como arma arrojadiza entre ellos y a más de uno le supondrá calenturas, mareos y visión borrosa.

Al igual que a los futbolistas se les controla su ritmo cardíaco en pleno esfuerzo, no estaría nada mal que se hiciera lo mismo con los políticos cuando se enzarzan en aireadas discusiones con el consabido “y tú más”, seguro que los cardiogramas y los altibajos de la tensión arterial nos revelaría grandes sorpresas, tanto en un sentido como en otro, es decir, nos encontraríamos con parlamentarias con acumulación de hipertensión y al contrario nos encontraríamos con políticos, que a pesar de tener la “vena del cuello hinchada” su cardiograma reflejaría que su interior está relajado e inclusos sus mediciones asistolia y sistólica son correctas e incluso bajas.

Y para acabar…para que veas que no todo son penurias y malos tragos en los parlamentos españoles…ahí va un vídeo que no tiene ni un segundo de desperdicio:

Deja un comentario